Trasplantes de Heces

A pesar de que pueda parecer repulsivo y difícil de creer, ingerir heces de otra persona era uno de los remedios mas efectivos para tratar las enfermedades intestinales en la antigüedad. En pleno siglo XXI— con algunas variaciones— aún se sigue utilizado. Se conoce como microbiota fecal o (FMT) y cada día tiene más seguidores y simpatizantes.

La primera referencia sobre este tratamiento aparece publicada en el  Zhou Hou Bei Ji Fang, el primer manual chino de medicina de urgencias (400 d.C). Describe cómo el doctor Ge Hong administraba —por vía oral —materia fecal de “donantes” sanos a enfermos con diarreas severas. A su remedio le llamó simplemente: SOLUCIÓN DE HECES.

Posteriormente, ya en el siglo XVI, el médico y herborista chino Li Shizhen —en su obra Ben Cao Gang Mu (Compendio de Materia Médica)— rebautizó a la solución de heces como sopa amarilla o jugo dorado. Se trataba de un preparado en el que utilizaba el mismo principio activo, pero en todas sus variedades: heces secas, frescas, fermentadas e incluso de recién nacidos. Este mal trago debía compensar a sus pacientes, algunos de ellos con graves enfermedades gastrointestinales, salvándoles de una muerte segura.

 2422525-70664421-640En 1941 volvemos a tener noticias del uso de excrementos como tratamiento —en este caso de origen animal— durante la Segunda Guerra Mundial. Los soldados alemanes destinados en África —imitando el comportamiento de los beduinos en el desierto— tomaban heces de camello como remedio contra la disentería bacteriana.  El único requisito  era que debían ser ingeridas aún calientes ya que, al parecer, no tenía ningún efecto pasadas unas horas.

En una época sin antibióticos los soldados morían por centenares y ésta era la única solución para luchar contra tan devastadora enfermedad. El resultado fue sorprendente y la curación casi total en la mayoría de los casos. El secreto estaba en las bacterias beneficiosas el estiércol de camello ( Bacillus subtilis ). Sorprendidos con los resultados se formó un equipo de investigación que consiguió aislar las bacterias de las heces, cultivarlas en laboratorios y distribuir el fármaco entre las tropas, cambiando el antíguo y repulsivo modo de ingerirlas. 

3197_0

Debido a sus excelentes resultados, se comercializó como medicamento con el nombre de BACTISUBTIL. Fue el principal tratamiento para la disentería hasta la década de 1960.

 Hoy día, algunos profesionales de la medicina convencidos del poder curativo de este remedio ancestral, están comenzando a utilizar de nuevo el trasplante de heces como tratamiento.

Se conoce como microbiota fecal o (FMT). Consiste en introducir muestras de heces —con bacterias y sus metabolitos— de un individuo sano, a pacientes con diarreas recurrentes causada por la bacteria Clostridium difficile para restaurar la microflora del colon. Se administra mediante enemas, sonda orogástrica o por vía oral en cápsulas.

fmt

 Un estudio clínico publicado en 2012 por el Dr. Lawrence J. Brandt  en el que se utilizó el FMT para tratar una población con infección crónica por Clostridium difficile, demostró una curación del 98% y lo que es más relevante, el 97% de los pacientes declaró estar dispuesto a repetir el FMT en el futuro si fuera necesario. (Leer estudio clínico completo)

Con el tiempo, han surgido nuevas instituciones como la Fundación de trasplantes fecales o los Bancos de heces humanas liofilizadas , en las que poder donar la “materia prima”. A los candidatos se les piden los mismos requisitos que a un donante de tejidos y cumplir ciertos requisitos. Después de todos los exámenes, solo el 3% de los candidatos se consideran aptos. Con cada donación pueden ganar unos 40 dólares, más de 10.000 dólares al año.  Leer mas

1114936-n

En abril del 2013, la Administración de Medicinas y Alimentos de Estados Unidos redactó su primera guía para el uso de los trasplantes fecales, considerando al material fecal donado como UN MEDICAMENTO.

Fuentes consultadas.-

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s